Brad Pitt y Jennifer Aniston fueron una de las parejas favoritas de Estados Unidos durante mucho tiempo. Contrajeron matrimonio en el año 2000 y cinco años después se divorciaron, sin embargo, los fanáticos de la pareja no pierden la ilusión de volver a verlos juntos.

En aquellos años, el actor fue acusado de engañar a Aniston con Angelina Jolie durante la filmación de la película Sr. y Sra Smith, pero el actor finalmente habló de la polémica infidelidad en su matrimonio.

“Me quedó muy claro que tenía la intención de tratar de encontrar una película sobre una vida interesante, pero yo no estaba viviendo una vida interesante. Creo que mi matrimonio tuvo algo que ver con eso. Intentar fingir el matrimonio era algo que no era”, comentó Pitt en entrevista para la revista Parade.

“Me pasé los 90 tratando de esconderme, tratando de esquivar la cacofonía de la fama. Comencé a cansarme de mí mismo sentado en un sofá, escondiéndome. Comencé a sentirme patético”.

Pero una de las confesiones que más sorprendió fue cuando Brad aseguró que no se arrepentía de sus decisiones que tomó para crear una familia al lado de Angelina Jolie; fue justo cuando el histrión dio a entender que le había sido infiel a Aniston.

“Estoy satisfecho con tomar verdaderas decisiones y encontrar a la mujer que amo, Angie, y formar una familia que amo tanto. Una familia es una aventura arriesgada, porque cuanto mayor es el amor, mayor es la pérdida. Ese es el negocio, de acuerdo, Pero lo tomaré todo”, señaló.

Después se disculpó con Jennifer Aniston al decir: “Me entristece que esto haya sido interpretado de esta manera. Jen es una mujer increíblemente cariñosa y amorosa que sigue siendo mi amiga. Es una relación importante que valoro mucho. El punto que estaba tratando de hacer es no es que Jen fuera aburrida, sino que me estaba volviendo aburrido para mí mismo, y ​​de eso soy responsable”.