Desde hace varias semanas la hija de Alejandra Guzmán, Frida Sofía, ha estado en medio de los escándalos pues en redes sociales ha hablado mal de toda su familia, pero con quien más se ha ensañado es precisamente con su madre, a quien acusó de abandonarla de pequeña y de haberle robado al novio justo cuando esperaban un bebé.

Pues bien, las aguas entre madre e hija parecen estarse calmando gracias a la intervención de Enrique Guzmán, padre de Alejandra y abuelo de Frida Sofía, quien hace poco declaró que les ha pedido hacer una tregua, sobre todo ahora que ambas serán rivales en los escenarios pues su nieta se lanzó como cantante.

“Yo hablé con ella, le pedí una tregua, que hiciera su trabajo y que dejara de estar enfrentándose con su mamá y que vea su futuro y que vea por sus cosas”, declaró en entrevista con el programa matutino de revista ‘Sale el Sol’.

“De repente cuando hay esas cosas, distanciamientos, roces entre ellos, me preocupan mucho las cosas, me quitan el sueño, yo quiero que Alejandra y Frida tenga un acercamiento y que sea bueno”, finalizó.