Esta tarde la actriz de ‘Desperate Housewives’, Felicity Hufmann, se declaró culpable de haber sobornado a diferentes autoridades universitarias por cerca de 15 mil dólares, con la finalidad de asegurar el ingreso de su hija a la universidad, por lo cual podría pasar una temporada en prisión.

La actriz de 56 años y ganadora del premio Emmy, podría ingresar a prisión luego de admitir que participó en el fraude nacional, en el que según las autoridades, padres de familia adinerados sobornaron a entrenadores, manipularon exámenes de admisión o cometieron ambos delitos para engañar al sistema de admisiones y asegurar los ingresos de sus hijos a universidades de prestigio.

“Esta transgresión hacia ella y el público será una carga para mí por el resto de mi vida. Mi deseo de ayudar a mi hija no es excusa para quebrantar la ley o involucrarme en actos deshonestos”, aseguró la actriz.

La sentencia que podría enfrentar la actriz sería de 4 a 10 meses en prisión. Ya que accedió a declararse culpable, los fiscales dijeron que recomendarían cuatro meses, aunque el juez puede decidir no encarcelarla. Su sentencia está programada para el 13 de septiembre.