Tras cuatro meses alejada de las redes sociales, la actriz Blake Lively desfiló por la alfombra amarilla del estreno de la película “Detective Pikachu” donde su marido, Ryan Reynolds, le da voz al pokémon protagonista. Fue ahí donde el secreto de su embarazo quedó al descubierto al no poder ocultar su pancita.

Las imágenes han trascendido en todo el mundo, lo que ha generado un debate respecto a que la pareja no ha mencionado nada al respecto.

Para la pareja, su pequeñas James e Inez, de cuatro y dos años respectivamente, son un factor determinante para su agenda de trabajo, así lo dio a conocer Ryan Reynolds en una entrevista reciente.

“Blake y yo no podemos rodar películas al mismo tiempo. Si ella estuviera trabajando en Tailandia y yo haciendo una película en Vancouver, entonces no podríamos vernos nunca. Nosotros operamos como una unidad, y hasta ahora este sistema ha funcionado de maravilla para nosotros. Y las niñas están siempre con nosotros: nuestro hogar puede estar en España, Nueva York o Utah. El sitio es lo de menos, lo importante es permanecer juntos”