A casi 4 años de su encuentro con Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán Loera y de ser investigada por lavado de dinero, la actriz Kate del Castillo finalmente camina libre por las calles de México, sin sus abogados pero con escoltas, pues hace unos días fue vista en compañía de sus padres en un restaurante de lujo.

Fue en un exclusivo restaurante en la zona de Polanco donde Kate, compartió la mesa con sus padres Eric del Castillo y Kate Trillo, en una de las mesas al aire libre, pero fue difícil reconocerla debido a unas enormes sombrillas negras, sin embargo pudo ser fotografiada a su salida aunque sus escoltas trataron de impedirlo.

Según la revista TV y Novelas, la protagonista de ‘Muchachitas’ pasó cerca de 3 horas en compañía de sus progenitores y a su salida uno de sus guardaespaldas trató de evitar que la actriz fuera fotografiada colocando su mano en frente de las cámaras.

Fue en diciembre del año pasado que la actriz volvió a nuestro país luego de 3 años, en esa ocasión tuvo un encuentro con los medios de comunicación y aseguró que buscará que el gobierno le de una indemnización por 60 millones de dólares debido a la cancelación de contratos luego de la persecución mediática a la que fue sometida.