Hace unas semanas el mundo fue sacudido tras el estreno del documental ‘Leaving Neverland’, el cual versa sobre los supuestos abusos sexuales que Michael Jackson habría perpetuado hacia dos niños, Wade Robson y James Safechuck (ahora adultos), sin embargo el biógrafo del cantante, Mike Cmallcombe, ha presentado pruebas que desmienten el documento.

En su relato, Robson asegura que los abusos por parte de Jackson, comenzaron durante unas vacaciones en las que su familia visitó el Gran Cañón, mientras que él se quedó en Neverland, sin embargo en una entrevista previa, su madre había asegurado que de hecho sí estaba con ellos durante ese viaje.

“Su madre, Joy Robson, declaró bajo juramento en una declaración en 1993/1994 en relación con el caso de Jordie Chandler que Wade había ido con ellos en ese viaje al Gran Cañón, antes de que toda la familia regresara a Neverland por segunda vez. El siguiente fin de semana”, dijo Smallcombe en entrevista con The Mirror.

Respecto a Safechuck, el biógrafo destacó que en el documental asegura que el abuso fue de 1988 a 1992, en en una habitación sobre la estación de tren de Neverland, el problema es que  la construcción de la estación de tren se aprobó hasta 1993 y no abrió hasta 1994.