Tras protagonizar una guerra de declaraciones contra varias de las integrantes de la dinastía Pinal, Frida Sofía vuelve a ser el centro de atención al explotar con un programa de espectáculos que revivió la sobredosis que sufrió en 2008.

La hija de Alejandra Guzmán utilizó su cuenta de Instagram para afirmar que no se va a callar, a pesar de los insultos y amenazas que recibe en redes sociales por ventilar lo que ocurre con su familia.

“Dejen de decir que me estoy quejando del ciberbullying porque siempre me lo han hecho. No es nada nuevo que me digan drogadicta y que me insulten. Qué fácil decirme bipolar y loca. Pero las locas hablan las verdades”.

 

El programa “Suelta la Sopa” revivió la sobredosis que sufrió la empresaria en 2008, lo que comenzó una serie de especulaciones respecto a un supuesto intento se suicidio, motivo que llevó a la joven a revelar lo que realmente ocurrió ese día.

 

“¿Saben qué pasó? Se murió mi mejor amiga quemada viva y yo de pendeja me eché todos mis antidepresivos porque pensé que me iban a hacer poquito feliz. Pero tenía catorce años. Sí, la cague, güey, pero tengo los huevos para pararme aquí y decirlo. Ahorita no la estoy cagando”.


Por último, envió un mensaje a sus familiares, especialmente a Sylvia Pasquel, quien publicó un video en donde la invitaba a mantener las cosas dentro de la familia.

“Síganle. Porque saben muy bien lo que tengo aquí (en su mente). Y no se me olvida”.