Un nuevo escándalo gira alrededor de la memoria de Juan Gabriel, esto a meses de que se cumpla su tercer aniversario luctuoso, resulta que ha salido a la luz un expediente que contiene información confidencial del cantante  entre los que destacan bienes materiales y su vida privada.

De acuerdo con la información presentada por El Universal, la extinta Dirección Federal de Seguridad, sustituida por el Cisen, realizó un expediente sobre el cantante en la década de los ochentas donde detalla la relación que tuvo con algunos políticos, las propiedades que tenía, sus preferencias sexuales y hasta datos confidenciales de su encarcelamiento en Lecumberri en 1970.


El documento al que tuvo acceso el diario asegura que Alberto Aguilera Valadez, fue detenido por delitos de robo y daño a propiedad ajena y fue sentenciado a tres años de prisión, aunque solo cumplió con tres meses de esta condena gracias a que la fianza fue pagada por el general Andrés Puentes Vargas, Enrique Jiménez, La Prieta linda y Efraín Bloussman Pinker, este último con antecedentes de tráfico de estupefacientes.


El expediente oficial de la liberación del cantante se encuentra “perdido” según las autoridades, pero en el expediente confidencial se detalla que Andrés Puente, que en ese entonces era el director de Lecumberri, sacaba de contrabando a Juan Gabriel para que cantara en fiestas particulares.


Finalmente, el diario compartió que la sociedad anónima “Aguival” tenía 1, 500 acciones y los hermanos de El Divo tenían una participación con 104 de ellas, excepto su hermana, ella solo tenía una casa, el resto pertenecían a Juan Gabriel.