Ante la emoción de centenares de personas, Kate Middleton y el Príncipe Willian llegaron a Nueva York este domingo. Los padres del Príncipe George se hospedaron en el hotel Carlyle, ubicado en el este de Manhattan en una habitación con vista panorámica al Central Park que alcanza, nada más y nada menos, que 14 mil dólares la noche.

Se siente bien estar aquí”, dijo William a Giovanni Beretta,  gerente del hotel en el que solía hospedarse su madre, la desaparecida Lady Di.

El domingo por la noche los Duques asistieron a una cena beneficia conde Kate dio cátedra de elegancia y gracia al portar un little black dress sin abrigo con todo y la fría noche de la Gran Manzana.

Los duques de Cambridge tienen una apretada agenda de actividades en la ciudad, como una visita al Museo Nacional del 11 de septiembre y un juego de baloncesto entre los Nets de Brooklyn y los Cavaliers de Cleveland.

William también sostuvo una reunión con el presidente Barack Obama en la Casa Blanca durante una visita a Washington para asistir a una conferencia del Banco Mundial. Mientras que, Kate recorrió un centro de desarrollo infantil de Nueva York con la primera dama de la ciudad, Chirlane McCray.

La cuenta oficial del Empire State compartió una foto del edificio vestido de los colores rojo, blanco y azul en representación de la Unión Europea, acompañado de un mensaje que leía:

Le damos la bienvenida a su #Realeza Duque y Duquesa de Cambridge con el brillo del rojo, blanco y azul #RoyalVisitUSA”.