Las mascotas son seres vivos que requieren de diversos cuidados, tiempo y responsabilidad para asegurarnos de su bienestar físico, psicológico y emocional. Al ser enteramente dependientes de los cuidados de sus humanos (especialmente en el caso de los perros), es nuestro deber entregarles las horas necesarias para encargarnos de su salud

Entre estos cuidados básico, existe una actividad que probablemente hemos pasado por alto y es que así como los humanos, los perros y gatos también necesitan un masaje de vez en cuando ya que esto les permitirá reducir los niveles de estrés, estrechar el vínculo con su humano, mejorar su condición física y circulación sanguínea, detectar alguna anomalía, reforzar los músculos y evitar los cuadros de ansiedad por separación.

Debido te damos algunos tips para aprender a darle un masaje a nuestros amigos peludos y ayudarlos a mejorar su calidad de vida:

  • Aléjalos del ruido: Como paso inicial, es importante que tu mascota se encuentre en un ambiente tranquilo, alejado de cualquier distracción para permitirle relajarse completamente. Elije un espacio donde se sienta cómodo y en confianza.

  • Da un masaje en orden: Para aprovechar todos los beneficios que un masaje le brinda a tu mascota, recuerda llevar un orden durante este, inicia por el cuello y cabeza, posteriormente sigue con el cuerpo y espalda, puedes finalizar por las patas traseras, de esta manera tu mascota no notará el cambio paulatino de posición. Es importante mencionar que si existe alguna zona que incomode a tu mascota, es mejor evitarla para no estresarlo.

 

  • Movimientos circulares: Puedes ayudar a mejorar la circulación de tu mascota mediante movimientos en círculo, los cuáles debes adecuar según las necesidades de tu perro o gato, este tipo de masajes les permitirá tener mejor flexibilidad en las patas y estabilizar su digestión.

  • Usa productos naturales: Para hacer del masaje de tu mascota una mejor experiencia puedes apoyarte de algunos aceites naturales que contribuyan a la relajación de tu pequeño amigo peludo.

  • Sé constante: Sabemos que en ocasiones nuestras agendas están tan ocupadas que se nos dificulta brindarle el tiempo necesario para un masaje pero recuerda que realizarlo es una muestra de amor y preocupación por su bienestar.

 

Demuestra a tu mascota todo el amor que sientes por él, no dejes de lado los masajes ya que estos contribuyen a su bienestar físico, refuerzan los lazos con sus humanos y ayudan a mejorar su estado social y emocional.

 

FUENTE: Naturale Mascota