Por Eridani Salazar

 

Adriana Pino comenzó como modelo hace algunos años; desde pequeña quería ser actriz y ha formado parte de grandes producciones como Señora Acero y El Señor de los Cielos. Pero además de ser uno de los rostros más reconocidos de la industria del entretenimiento en Colombia y Estados Unidos, también es empresaria, ya que cuenta con una linea de ropa diseñada para la mujer actual.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por ADRIANA PINO (@adrianapinop) el

En exclusiva para COSAS, Adriana nos platicó de los planes que tiene con su marca y cómo se abrirá paso a nuevos mercados.

 

¿Qué te motivó a crear una línea de ropa en Colombia y por qué es necesario expandirse a otros territorios?

AP.: La idea de crear mi marca nació hace aproximadamente 10 años y en ese momento vivía en Colombia, pero desde el año pasado empecé a trabajar para poder cumplir ese sueño que he tenido desde hace mucho tiempo y se pudo materializar acá en México, motivo por el cual decidí que fuera una marca mexicana pero con productos maquillados en colombia; Empecé a trabajar creando la línea de lencería teniendo en cuenta que a pesar de ser México un mercado muy amplio en esa línea de producto fui descubriendo a lo largo de estos 5 años que llevo viviendo acá, que son muy limitadas las opciones en ese segmento. La lencería en México está estandarizada para un segmento de mujer especifico y la gran mayoría de marcas no cuentan con un abanico amplio de opciones para los diferentes tipos de mujeres y personalidades que desean poder encontrar esas opciones que se acomoden a sus gustos; adicionalmente para nadie es un secreto que el producto textil colombiano es muy apetecido a nivel mundial, otro motivo más para pensar no solo en el mercado mexicano si no también en el mercado de Estados Unidos.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por ADRIANA PINO (@adrianapinop) el

¿Cuál es la fuente de inspiración a la hora de crear los diseños?

AP.: La mujer de hoy en día, esa mujer que quiere ser ella y no seguir un estándar estipulado por el consumismo al que hemos venido sometidos desde tiempo atrás. Hoy en día las mujeres queremos ser nosotras, queremos vivir nuestro propio mundo y ser nosotras. Mi inspiración son esas mujeres que sin importar cómo sea su cuerpo se quieren ver y sentir cómodas, románticas y sensuales. 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por ADRIANA PINO (@adrianapinop) el

¿Una diseñadora entiende más las necesidades que debe tener una prenda para las mujeres que un diseñador varón?

AP.: Totalmente! creo que las mujeres podemos entender un poco más las necesidades que buscamos a la hora de comprar lencería, siempre buscamos comodidad para todas las partes de nuestro cuerpo, pero también que nos hagan ver hermosas, sexys, únicas. Un hombre también puede diseñar lencería, pero siento que leer o experimentar más a fondo esas necesidades que las mujeres buscamos a la hora de elegir esas prendas íntimas, puede ser un poco más compleja.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por ADRIANA PINO (@adrianapinop) el

¿Cuál es la diferencia de pasar de la modelo que viste la prenda a ser la encargada de la creación de la prenda que lucirá otra mujer?

AP.: La diferencia es que cuando eres la modelo de una marca debes adaptarte a lo que esa marca pretende proyectar con su lencería y  lo máximo que uno puede es hacer es dar lo mejor como modelo profesional para cumplir con lo que la marca quiere proyectar; mientras que cuando estás del otro lado, imaginando y diseñando cada pieza de una colección, como diseñadora puedes jugar con muchas emociones que te llevan a generar un amplio universo de colores, texturas, diseños y todo esto te lleva a emocionarte de una manera distinta, la cual te hace sentir demasiado especial, sobretodo porque estás diseñando para otras mujeres, que al igual que tú buscan verse y sentirse únicas.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por ADRIANA PINO (@adrianapinop) el

Durante tu etapa en el modelaje ¿Te tocó utilizar alguna prenda que era muy incómoda para las mujeres?

AP.: Sí, muchas veces! Yo empecé a modelar desde los 16 años y he tenido la oportunidad de hacer muchas fotografías, comerciales, campañas  y cuando me tocó hacer algún trabajo donde la protagonista era la lencería, obviamente habían prendas que eran incómodas para mi, pero lo importante es el profesionalismo con el que se asumen las cosas y eso fue lo que aplique en algunas situaciones, ser una modelo profesional y cumplir con el trabajo para el cual estuviera contratada.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por ADRIANA PINO (@adrianapinop) el

Qué opinas de este cambio en la sociedad en donde se observa a más mujeres en el ámbito empresarial.

AP.: Pienso que eso habla mucho de la evolución que actualmente se encuentra la sociedad, hoy en días más mujeres lideramos campos en los cuales anteriormente eran solo los hombres quienes lo podía hacer, me gusta que hay muchas más mujeres  unidas trabajando a la par que los hombres, mujeres que no solo buscan ser reconocidas y respetadas de manera personal si no que representan a todas las mujeres. Hoy en día vemos más mujeres dirigiendo grandes imperios y proponiendo cambios importantes en nuestra sociedad.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por ADRIANA PINO (@adrianapinop) el

¿Qué busca aportar Adriana Pino a las nuevas generaciones?

AP.: Desde mi marca busco aportar a que las mujeres de esta nueva generación se sientan orgullosas de ellas, que se amen y acepten como son,  y que mis prendas les puedan aportar esa confianza y sobretodo esa satisfacción de sentirnos únicas y bellas.