La gastronomía de nuestro país está basada en em maíz, específicamente en la tortillas. Muchas personas aseguran que este alimento no genera obesidad en grandes cantidades y algunas de ellas deciden retirarla de su plan de alimentación. Este es un mito que a continuación vamos a derribar.

1. Es muy versatil

Con las tortillas se pueden preparar muchos platillos deliciosos, ya sean unos tacos, enchiladas, chilaquiles, sopa de tortilla, y cientos de etcéteras. Además es amigable con tu bolsillo pues son muy baratas.

2. Te da energía

Ok, es por la gran cantidad de carbohidratos que tiene, pero la realidad es que nos da energía para funcionar, la cual es aprovechada por el cuerpo para funcionar, una ventaja extra es que los carbohidratos de las tortillas no vienen del azúcar.

3. Vitaminas

Específicamente las tortillas tienen mucho Complejo B, vitaminas que son esenciales para el metabolismo.

4. Baja en calorías

Aunque no lo creas las tortillas aportan entre 30 y 60 calorías a tu dieta, y lo mejor es que esas son calorías de nutrientes, los expertos aseguran que la tortilla no engorda, lo que engorda es lo que ponemos dentro.

5. Ácido Fólico

Además de deliciosa, aporta mucho ácido fólico al organismo, lo que las hace un must para las mujeres embarazadas pues el ácido fólico ayuda a la formación del sistema nervioso de los bebés. Si no estás embarazada, te ayuda a tener piel, uñas y cabello más sanos.

6. Calcio

Aunque no lo creas es una fuente de calcio, incluso mejor que la leche o el yogurt ya que en estos no es bien absorbido debido a las grasas de los mismos, cosa que no ocurre con las tortillas.

7. Contiene fibra

las tortillas te ayudan a mejorar tu metabolismo ya que son una fuente confiable de fibra que favorece a mejorar las funciones gastrointestinales del organismo.