Trabajadores del Hospital de Especialidades “Manuel Ávila Camacho” del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en San José, Puebla, revelaron que no han recibido insumos para protegerse del coronavirus mientras desempeñan su trabajo y denuncian que el material que están utilizando lo han comprado ellos.

A través de las cámaras de Imagen Televisión, el personal médico amenazaron con detener las laboras hasta que no llegaran los insumos necesario para realizar su labor.

“Si me siento desesperada. Vengo aquí a servicio de urgencias, tengo un carácter muy fuerte, pero me da tristeza cada que entro al hospital y sé que puedo llevarme algo, puedo infectar a mi familia, ¿quién aquí no tiene miedo? Todos tenemos miedo”, dijo una enfermera.

“Desde que hemos estado aquí nonos han dado el material, nosotros lo hemos comprado. Es una desesperación. Este piso se preparó como prueba piloto para bajar pacientes confirmados. No está preparado el lugar, le faltan muchas cosas”, comentó una enfermera a la reportera.

Mientras otro trabajador aseguraba que se ha etiquetado a fallecidos por Covid-19 con otro tipo de causa de muerte para que evitar que las cifras presentadas por las autoridades de salud aumenten, una persona que fue identificada como parte de los directivos de la institución médica golpeó al camarógrafo, mientras que personal de seguridad retuvo a los reporteros por varias horas para evitar que los testimonios de los trabajadores llegaran a los medios.

El periódico La Jornada reportó que Antonio Pineda, trabajador de Imagen Noticias, fue golpeado por “uno de los jefes del IMSS” y ya en el piso le propinó varias patadas. Además, Itzel Valencia, de canal 13, fue retenida en el área de Rayos X.

Hasta el momento ni el Instituto Mexicano del Seguro Social o el Hospital han compartido su versión de los hechos ocurridos y las demandas que su personal denunció frente a los medios de comunicación.