IÑÁRRITU ASEGURA QUE GANARÍA MÁS HACIENDO TACOS

IÑÁRRITU ASEGURA QUE GANARÍA MÁS HACIENDO TACOS

Aunque tiene en su haber dos premios Oscar (Mejor Película y Mejor Director por Birdman), Alejandro González Iñárritu no nada precisamente en la abundancia. De hecho, el cineasta mexicano está convencido de que se ganaría mejor la vida dedicándose a preparar tacos en algún restaurante que como director en la industria del cine. 

"Desde luego no soy muy rico. Me irían mejor las cosas haciendo tacos. Pero me siento rico en muchos otros aspectos. Ya sabes, siempre digo que Donald Trump es un hombre pobre que solo posee dinero. Yo no quiero ser así", confesó el cineasta en The Wall Street Journal.

Iñárritu se mudó a Los Angeles junto a su familia en busca de una vida más segura. A pesar de que Estados Unidos le ha dado el éxito a nivel profesional, en un principio le costó mucho adaptarse a su nuevo hogar debido a ciertas costumbres que le resultaban imposibles de comprender, como por ejemplo la de comer en el lugar de trabajo. 

"A lo que más me costó adaptarme fue a comer directamente de tópers. Cuando me mudé, un amigo me dejó un despacho en su oficina y había mucha gente allí. Y todos pedían comida para llevar y se la comían en sus escritorios directamente de los contenedores de plástico utilizando cubiertos de plástico. Para mí resultaba muy chocante. Yo siempre tenía mucho trabajo que hacer, pero aun así sacaba tiempo para ir a disfrutar de una comida agradable con los cubiertos adecuados", añadió.

Otra de las cosas que más echaba de menos Alejandro de su México natal era la sobremesa.

"Echaba de menos la sobremesa. Cuando terminas la comida inviertes el mismo tiempo en hablar y tomarte un café o a lo mejor un poco de vino que el que has tardado en comer. Es cuando aprovechas para fumarte un cigarro con un poco de vino, y para cotillear. Es un momento muy placentero".

 

Imagen de Anonymous