Con el sello de Hermés.

Pocas marcas poseen el prestigio de Hermés cuando se trata de elegancia discreta y excelencia en calidad. Fundada en 1837 por Thierry Hermés  como una compañía dedicada a las monturas y la equitación en la misma ubicación del 24 de Fouburg Aaint- Honoré que ocupa hasta hoy, la marca se ha convertido, en sus más de 170 años de historia, uno de los pilares de la moda y el estilo francés. Ahora , bajo la dirección creativa de Nadége Vanhee- Cybulski, Hermés continúa con las tradiciones que le valieron su reputación – impecable diseño, deliciosos materiales, un cierto “bon chic bom genre” , pero sin duda no se ha quedado encerrada en una nube de nostalgia. Su colección de otoño 2018, presentada a comienzo de marzo en París, la serie de accesorios, carteras y objetos disponibles en  sus  boutiques, confirman que un buen pasado es el mejor trampolín para saltar al futuro.Pocas marcas poseen el prestigio de Hermés cuando se trata de elegancia discreta y excelencia en calidad. Fundada en 1837 por Thierry Hermés  como una compañía dedicada a las monturas y la equitación en la misma ubicación del 24 de Fouburg Aaint- Honoré que ocupa hasta hoy, la marca se ha convertido, en sus más de 170 años de historia, uno de los pilares de la moda y el estilo francés. Ahora , bajo la dirección creativa de Nadége Vanhee- Cybulski, Hermés continúa con las tradiciones que le valieron su reputación – impecable diseño, deliciosos materiales, un cierto “bon chic bom genre” , pero sin duda no se ha quedado encerrada en una nube de nostalgia. Su colección de otoño 2018, presentada a comienzo de marzo en París, la serie de accesorios, carteras y objetos disponibles en  sus  boutiques, confirman que un buen pasado es el mejor trampolín para saltar al futuro.Con el sello de Hermés

Imagen de Anonymous